Skip to content
100preguntas

Fabulosa selección de preguntas para una entrevista

Las mejores preguntas para una entrevista

¿Te gustaría saber de antemano qué preguntas pueden llegar a surgir durante una entrevista laboral? Entonces, checa este artículo. Aquí realizamos una selección de las 15 preguntas para una entrevista más habituales. Escogimos aquellas que siempre salen a la luz y, a pesar de ser bastante comunes, la gente en general no sabe cómo contestar.

Te recomendamos leer este post antes de presentarte a una entrevista de trabajo que tengas marcada en tu agenda. Mientras más recaudos puedas tomar a la hora de postularte a un nuevo puesto laboral, mejor; ¡recuerda que tendrás que competir con otras personas que podrían estar igual o más calificadas que tú! A través de tus respuestas, puedes generar una buena impresión que te ayude a ser el elegido.

15 preguntas para una entrevista

Tal como anticipamos en la introducción, hemos seleccionado 15 preguntas para una entrevista de trabajo. Resultan ser las más habituales en los encuentros del personal de Recursos Humanos con futuros candidatos a un puesto de empleo, aunque muchas veces estos no saben contestar de la forma adecuada. ¿Quieres sumar puntos? Entonces, no dejes de leer este listado.

¿Cómo supiste del puesto?

Aquí es muy importante que demuestres tu interés en el puesto de trabajo al que estás postulándote. Ya sea que hayas visto el aviso en Internet, el diario o por medio de la recomendación de un conocido, manifiesta lo emocionado que te sentiste cuando supiste de ello.

Es fundamental que especifiques qué fue lo que te llamó la atención en la publicación (¡jamás digas que la remuneración ni nada por el estilo!). Pueden haber sido las posibilidades de crecimiento, la pertinencia del puesto y su relación con tu perfil profesional, las oportunidades de viajar, etc.

¿Qué conoces de nuestra empresa?

Tus entrevistadores quieren asegurarse de que estás alineado con la misión y visión de la empresa. Tienes que demostrar que sabes bien a qué se dedica y qué es lo que pretende alcanzar, como así también, dejar entrever qué puedes aportar tú en este sentido. Muéstrate como una persona que realmente quiere colaborar con sus conocimientos y habilidades para que la compañía alcance sus fines.

¿Por qué quieres el puesto?

Últimamente las empresas no buscan sabelotodos, sino apasionados. Si realmente estás convencido de que ese trabajo es para ti, tienes que demostrarlo. Más allá de que la paga te atraiga (de algo hay que vivir ¿cierto?) es importante que muestres que te entusiasma realizar las tareas para las cuales serías contratado.

Tú tienes capacidades que agregarán un plus a la actividad propuesta; muestra tu proactividad y ganas de mejorar, explica por qué podrías hacerlo bien (e incluso, mejor que otros). Si en cambio no te entusiasma el puesto… mejor aplicar a otra cosa. Con el tiempo, acabarás haciendo todo de forma rutinaria y te sentirás completamente desmotivado.

¿Qué aspectos de nuestra empresa piensas que podrías mejorar?

¡Wow! Seguramente no imaginabas que ellos tomarían en cuenta tu opinión sobre estas cosas, menos si eres ajeno a la empresa. Pero así es: muchas compañías quieren saber qué estás dispuesto a aportar, si eres una persona proactiva que se interesa por resolver problemas y dar lo mejor de sí, si realmente te preocupas por ser parte del equipo y ver que la empresa se desarrolle a largo plazo.

Checa nuestras preguntas para una entrevista
Selección de preguntas para una entrevista

Tu capacidad crítica y tu poder de observación entran en juego con este tipo de preguntas para una entrevista. No desperdicies la oportunidad de hacerles ver que eres un perfil valioso para la compañía.

¿Por qué debemos tomarte?

Ha llegado el momento de sacarte brillo, a pesar de lo intimidante que pueda parecer esta pregunta en una primera instancia. Tienes que justificar tu presencia en esa oficina y explicar las cualidades que te hacen idóneo para ese puesto laboral en particular.

Describe qué estás dispuesto a ofrecer, qué capacidades tienes para aportar e incluso, qué crees que podrías optimizar si recibes el entrenamiento adecuado por parte de la empresa.

¿Qué fortalezas profesionales tienes?

Aquí, los expertos en RRHH nos dan algunos consejos para responder la pregunta. Es fundamental no inventar cualidades que no tengas, elegir aquellas que realmente sirvan para el puesto de trabajo, ser específico al mencionarlas y brindar un ejemplo concreto de su aplicación en el ámbito profesional

¿Una advertencia? Procura no inventar fortalezas de las cuales careces solo porque piensas que tu entrevistador las quiere escuchar.

¿Cuáles son tus debilidades y cómo afectan tu rol profesional?

En este caso también es importante que seas sincero. Las preguntas para una entrevista siempre apuntan a conocerte en tu calidad de profesional pero también como persona. No puedes esperar que alguien piense bien de ti si aseguras que haces todo perfecto y que no tienes ningún defecto. Del otro lado, tampoco es necesario que te eches tierra a ti mismo con alguna afirmación categórica.

Basta con que comentes cuáles son tus dificultades y qué estás haciendo actualmente para mejorarlas. Por ejemplo, di que eres un poco desordenado con los papeles pero que estás usando una app móvil de tipo secretaria, para llevar tus documentos en forma más organizada.

¿Cuál ha sido tu mayor logro profesional?

Esta es tu oportunidad de sacarte lustre. Lo que mejor habla de ti no es tu CV, sino las pruebas que demuestran que has alcanzado grandes objetivos en poco tiempo o que has superado un escollo en tu anterior trabajo que parecía imposible.

Por ejemplo, si lograste incrementar la productividad de tu empresa un 20% reorganizando las áreas o departamentos de forma diferente, tendrás una gran historia que contarle a tu futuro empleador.

¿Qué buscas con este empleo?

En este caso, lo más adecuado es citar las condiciones que el propio puesto propone. Oportunidades de desarrollo, una remuneración acorde a tus capacidades, la posibilidad de viajar, la formación constante, etc.

¿En qué lugar o posición te ves en 5 años?

Sin lugar a dudas, entre las diversas preguntas para una entrevista que te pueden hacer, esta es una de las más engañosas. Se trata de un interrogante tramposo, pues lo que en verdad tu entrevistador quiere saber es si tienes ambición, si eres capaz de plantearte metas concretas a largo plazo y si eres realista con tu situación.

Trata de encontrar una respuesta a esta pregunta antes de acudir a la cita, y procura que se perciba sincera. Tus aspiraciones deben ser acordes a tus capacidades, formación, logros, experiencia y ganas de progresar, no un mero sueño en el aire.

¿Has aplicado a otros puestos de trabajo últimamente?

A través de este interrogante, tu futuro jefe quiere saber si tienes en claro qué habilidades concretas vas a aplicar al puesto laboral al que aspiras. Si has postulado a ofertas de trabajo en empresas del mismo ramo y para un cargo con similares funciones, ¡enhorabuena! Habrás demostrado que estás verdaderamente interesado en ingresar al sector y que sabes qué tareas eres capaz de cumplir.

¿Por qué fuiste despedido de tu anterior empleo?

Una pregunta muy áspera, si las hay… Pero por más de que la respuesta no sea agradable de escuchar, tiene que ser sincera. Tus entrevistadores valorarán tu honestidad e integridad a este respecto. Lo que sí puedes hacer, es tomar tal experiencia como una oportunidad para crecer en otros ámbitos fuera de esa empresa y para buscar nuevos horizontes de desarrollo personal y profesional.

Hay un vacío de actividades entre los años X y X ¿a qué se debe?

Es obvio que, si algunas líneas de tu CV están incompletas o los trabajos saltan de año, es porque en algún momento estuviste desempleado. Pero no hace falta que te pongas nervioso ni hagas de esto un drama. Para nada. Puedes mencionar lo que hiciste durante esos periodos en que no trabajaste de manera formal.

¿Cursos de idiomas? ¿Un emprendimiento propio? ¿Compraventa por Internet? ¿Llevar un blog? ¿Viajar y conocer? Vamos, que si te pones a pensar, seguramente encontrarás algunas experiencias enriquecedoras que valga la pena contar.

¿Cómo enfrentas las situaciones de estrés?

Nos encontramos delante de una pregunta importante, si tenemos en cuenta que en cualquier puesto de trabajo pueden producirse problemas que conlleven una carga de presión extra; lo mismo, si se deben acelerar los tiempos de gestión, producción, etc. en una empresa, eso podría implicar que los empleados sufriesen estrés.

Analizamos preguntas para una entrevista
Descubre diferentes preguntas para una entrevista

¿Qué remuneración pretendes?

Entre las preguntas para una entrevista que resultan casi ineludibles, está la del salario pretendido. Aquí es importante que, previo a la cita, te tomes un tiempo para averiguar cuál es la cantidad de dinero aproximada que deberías cobrar por tu actividad, y preguntarles a algunos conocidos que trabajen en puestos similares cuánto cobran.

Por otro lado, tienes que establecer un rango de “entre… y entre…”, para evitar tanto menospreciarte como sonar ambicioso. Muéstrate flexible y hazle saber al empleador que si bien tienes un perfil valioso para la empresa, estás dispuesto a charlar el tema del sueldo y llegar a un acuerdo.

¿Qué te parecieron estas 15 preguntas para una entrevista? ¿Quieres agregar algún otro ítem? Te invitamos a dejar tu comentario aquí abajo.